Tomates rellenos de pasta

Esta receta es del cocinero Bruno Oteiza. El resultado es riquísimo, pero es una receta entretenida de hacer, que no difícil.

Ingredientes:                                                                           


* 4 tomates hermosos y maduros.
* 100 gr de pasta pequeña. Yo he puesto tiburón nº 0.
* 8 boquerones. La receta original lleva sardinas, pero no me hacen mucha gracia.
* Queso parmesano o el que mas os guste, para poner por encima.
* 1 cebolla mediana.
* 1 diente de ajo.
* 1 vaso (de los de duralex) de vino blanco. Aproximadamente 250 ml.
* 1 vaso de caldo de verdura o pescado.
* De 200 gr de crema fresca, la mitad, unos 100 gr.
* 2 cucharadas soperas de mostaza. La que mas os guste, pero ojo las hay muy fuertes.
* Aceite de oliva, sal, pimienta, perejil picado.

Preparación:

Lavamos los tomates, les quitamos la parte de arriba y con la ayuda de un vaciador (utensilio de cocina) o de una cuchara, los vaciamos, dejando las paredes de medio centímetro aproximadamente y los ponemos en una fuente de horno. Reservamos.

Escurrimos en un colador el exceso de agua de la pulpa de los tomates y reservamos.
Limpiamos los boquerones, les quitamos la espina central, los troceamos, no muy menudos, sazonamos y reservamos.

Rallamos el queso elegido, la cantidad que se necesite para poner por encima de los tomates y reservamos.
Picamos finamente la cebolla y el ajo, los pochamos en una olla baja y ancha con un chorro de aceite de oliva. Cuando se doren vertemos el vino blanco y el caldo. Dejamos reducir casi por completo, que se vea el fondo de la olla.
                                                       

Añadimos la pulpa de los tomates, removemos y echamos la mostaza y la crema fresca. Seguimos removiendo, salpimentamos y dejamos que se cocine unos 8 minutos.
En otra olla ponemos agua y cocemos la pasta siguiendo las instrucciones del fabricante. Una vez cocida, escurrimos y reservamos.
Precalentamos el horno a 250ºC, calor arriba y abajo.
Echamos en la salsa los boquerones, mezclamos todo y los dejamos un par de minutos que se cuezan. Seguidamente añadimos la pasta cocida, espolvoreamos con perejil picado y removemos para que se mezcle bien todo. retiramos del fuego y reservamos.

Metemos nuestros tomates en el horno a 250ºC, calor arriba y abajo durante 8 minutos.
Sacamos y los rellenamos con la salsa, ayudándonos con una cuchara.

Cuando estén rellenos, les ponemos por encima el queso rallado, a vuestro gusto y los metemos de nuevo en el horno (misma temperatura y posición) durante 5 minutos o hasta que el queso se dore.

Pasado el tiempo tendremos unos tomates deliciosos. Serviremos calientes.

Consejo: Si sobra relleno, tendremos un plato de pasta muy rico. ¡¡¡Aquí no se tira nada!!!



Deja un comentario